París, 3 de junio.- El atípico viernes de la segunda semana de Roland Garros (atípico por la lluvia) dejó vistas para sentencia las dos finales del cuadro individual, que enfrentarán a los dos números 1, el serbio Novak Djokovic y la estadounidense Serena Williams, contra sus más serios opositores, el británico Andy Murray y la española Garbiñe Muguruza.

No podía soñar con mejores duelos un torneo que se ha desarrollado bajo un gris plomizo cuando no en medio de la lluvia, que ha retrasado el programa y restado plasticismo e intensidad al juego.

Pero, al final, los que mejor llegaban al torneo se jugarán los trofeos.

Djokovic se clasificó para su cuarta final de Roland Garros, el único Grand Slam que todavía no ha ganado, tras derrotar al austríaco Dominic Thiem, el más destacado representante de la joven generación ascendente, por 6-2, 6-1 y 6-4.

Si el marcador parece abultado, el partido fue una maravilla visual, con dos tenistas con mucha calidad que no dejaron nada en el tintero.

Y del choque de trenes salió vencedor el más potente, el serbio obligado a jugar a un nivel estratosférico que no quería perderse una nueva oportunidad de romper su maleficio con París.

La del próximo domingo será la sexta final consecutiva de un Grand Slam que va a disputar el número 1 del mundo, la vigésima en total, en busca de su copa número 12.

Djokovic ha ido elevando paulatinamente su nivel, a medida que los rivales le han ido exigiendo más. Frente a Thiem, de 22 años, jugó por cuarto día consecutivo, aunque tendrá ahora una jornada para reposar y preparar su final.

Más aun tendrá que hacerlo para vencer a un Murray en plena confianza, que se ha plantado en la final tras haber perdido seis sets en seis partidos, pero que ha demostrado una fortaleza mental hasta ahora desconocida en el escocés.

Quien, además, cuenta con el capital de confianza que le proporciona haber vencido a Djokovic en el último duelo entre ambos, la final del Masters 1.000 de Roma, disputada dos semanas después de que el serbio le venciera en la de Madrid.

Murray apartó en semifinales del torneo al defensor del título, el suizo Stan Wawrinka, que demostró que en el gallinero de los grandes necesita sacar sus mejores cualidades para tener opciones.

Como hizo el año pasado en la final frente a Djokovic, a quien sorprendió con un partido de ensueño, que no pudo repetir en el mismo escenario frente a Murray, a quien solo fue capaz de arrancar un set, 6-4, 6-2, 2-6 y 6-2.

Será la primera final en París de Murray, el primer británico en colarse en esa ronda desde los años 30, lo que permite al escocés completar su colección de finales en los cuatro grandes.

Será el duelo número 34 entre Murray y Djokovic, que ha ganado 23.

También será la primera final en París para Garbiñe Muguruza, que ya jugó la del año pasado en Wimbledon y que venció en semifinales a la australiana Samantha Stosur, finalista en París en 2010 y ganadora del Abierto de Estados Unidos de 2011, por 6-2 y 6-4.

La española de 22 años, que comenzó su cuarto Roland Garros cediendo el primer set, ha ido creciendo desde entonces y se ha plantado en la final con doce mangas consecutivas.

Ante si tendrá una montaña difícil de escalar, la estadounidense Serena Williams, doce años mayor, que se coló en su final número 27, la cuarta en París, donde no ha perdido ninguna.

Lo hizo con más problemas de los que se podía prever ante la holandesa Kiki Bertens, 58 del mundo, que dispuso de una bola para hacerse con el primer set antes de diluirse y perder frente a la estadounidense por 7-6(7) y 6-4.

Williams y Muguruza repetirán la final del pasado Wimbledon, en el que la estadounidense se impuso por un doble 6-4. Pero también el duelo que en la segunda ronda del Roland Garros de 2014 la española venció por un doble 6-2 que le permitió dar un salto de notoriedad importante.

La final de mañana enfrentará a una tenista que su 22 Grand Slam, e igualar así a la leyenda Steffi Graf, y otra que busca sumar el primero y postular así a convertirse en la cabeza visible del relevo generacional.

Fuente: EFE.

Djokovic-Murray y Williams-Muguruza, finales de Roland Garros
Novak Djokovic - Andy Murray y Serena Williams - Gabriela Muguruza disputarán las finales de Roland Garros en el cuadro individual.
Global

Comments

comments